Receta Santos para el mes de diciembre: Galletas de casitas holandesas

01 / 12 / 2017

Anímate a preparar esta receta de Galletas de casitas holandesas. Te invitamos a compartir con los tuyos los momentos especiales, aromas y sensaciones que surgen del corazón de la casa: tu cocina.

ecetas-galletas-casitas-holandesas-cocinas-santos-2

Ingredientes:

Para las galletas:

– 1 huevo

– 500 g de harina

– 250 de azúcar glas

– 250 g de mantequilla

– 1 cucharada de esencia de vainilla

– 1 pizca de sal

Para la glasa:

– 1 clara de huevo o 4 cucharadas de clara de huevo líquida pasteurizada

– 250 g de azúcar lustre o azúcar glas

– 6 o 7 gotas de vinagre

Preparación

Es importante que todos los ingredientes estén a temperatura ambiente.

Empezar batiendo bien la mantequilla con el azúcar, hasta lograr una consistencia cremosa. Luego añadir el huevo batido y la esencia. Seguir batiendo hasta integrar. Salar e ir añadiendo poco a poco la harina.

Extender un poco de masa en una bandeja, sobre un papel de horno, intentando que quede de un grosor de aproximadamente 5 mm. Refrigerar la masa durante, al menos, dos horas. Si disponemos de más bandejas, mejor. Repetir la operación para tener varias planchas de galletas listas para recortar. Cuanto más fría esté la masa, más fácil será recortarla.

Cortar las galletas con un cuchillo y un poco de habilidad, este es un trabajo básicamente artesanal pero sencillo. Las casitas no tienen por qué quedar perfectas, ni iguales, pueden estar algo torcidas y ser unas algo más altas o anchas que otras.

Hornear a 180º (horno previamente precalentado) durante unos 7 o 10 minutos, hasta que los bordes de las galletas se empiecen a dorar ligeramente. Transcurrido ese tiempo, sacar del horno y dejar enfriar sobre una rejilla.

Preparar la glasa para la decoración final de las galletas. Para ello batir las claras con una batidora eléctrica utilizando su accesorio de varillas, durante al menos diez minutos, mientras se va incorporando el azúcar glas poco a poco. Añadir, al final, las gotas de vinagre. La glasa tiene que tener una consistencia firme, que se llama “de pico duro”, parecida al merengue. Introducir la glasa dentro de una manga pastelera con una boquilla de 1, o sea bien fina.

Cuando las galletas se hayan enfriado, dibujar con la glasa sobre ellas, haciendo las ventanas, la puerta, perfilando los contornos, dibujando guirnaldas, etc.

Para ver imágenes del proceso de elaboración y la presentación final de esta recetavisita el blog ToBeGourmet.

Newsletter Santos

Suscríbete y te mantendremos informado de todas nuestras novedades en cocinas.

¿Buscas ideas para tu cocina?

¿Quieres una cocina Santos?

Error